High-Res Stock Photography: Spices on white background elevated view

 

Ya sabes el consejo: para perder peso, debes comer menos. Pero ¡espera! No siempre es así. Tal vez la clave sea comer más de ciertos alimentos: por ejemplo, el puré de vegetales y la pimienta de cayena. Así como lo oyes: un poco más de picante y verduras en tu dieta pueden significar unas cuantas libras/kilos menos.

Para que las dietas sean efectivas y duraderas es importante cambiar los hábitos alimenticios, algo  que puede resultar difícil. Sin embargo, a veces es cuestión de agregar nuevos sabores y abrirse a nuevas ideas que puedan llenar tu mesa de colores y ser igualmente agradables al paladar.

Unas investigaciones recientes sugieren una alternativa sabrosa, picante y nutritiva, que te permite comer más e ingerir menos calorías. ¿Cómo? Agregando a tu dieta puré de vegetales o algunas especias como la denominada pimienta roja o de Cayena, cayena o chile piquín en polvo o ají en polvo o molido (según la zona en la que te encuentres).

Ambas opciones generan una mayor sensación de saciedad. Es decir, hacen que se te quite el hambre y que consumas menos calorías. Así lo cuentan investigadores de la Universidad de Purdue, en los Estados Unidos, en un nuevo estudio publicado en Physiology & Behavior.

Los investigadores descubrieron que agregar puré de vegetales a un plato de pasta, por ejemplo, permite consumir menos calorías por porción ya que al unir la pasta con el puré crece la cantidad total de la comida pero disminuye la cantidad de carbohidratos y de calorías de las pastas al servirse, ya que habrá otros nutrientes provenientes de los vegetales.

Por su parte, utilizar un poco de ají molido en las comidas genera la sensación de estar satisfecho más pronto. Además, utilizar este y otros condimentos ayuda a disminuir la cantidad de sal que le agregas a las comidas, así como la necesidad de consumir alimentos más grasos, salados e incluso dulces o con carbohidratos.

Sin embargo, hay que tener cuidado con los excesos y el acostumbramiento: otro hallazgo de esta investigación es que si se utiliza el exceso de ají durante un tiempo el paladar tiende a acostumbrarse al sabor y entonces deja de ofrecer el mismo efecto en cuanto a quitar el hambre, aunque si ayuda a consumir menos sal que puede ser igualmente beneficioso para la salud.

El consumir sal en exceso puede hacer que suba tu presión arterial y, de ese modo, aumentan las posibilidades de que tengas problemas del corazón. En este caso, no sólo se trata de la sal de mesa que le agregas a tus comidas sino también a la que ya incluyen ciertos alimentos preparados o elaborados, como sopas y caldos, bocadillos y embutidos.

Además del ají pimienta de Cayena, el mundo de los condimentos es sumamente amplio, variado y sabroso. Si quieres sustituir la sal por hierbas, especias y otros condimentos, a continuación encontrarás algunas combinaciones deliciosas. Te sorprenderás lo sabrosas que quedarán tus comidas:

  • Pimentón: para carnes, pollo, pescados, guisados, sopas, salsas y vegetales.
  • Estragón: para huevos, pollo, pescado, papas, aderezos, sopas y salsas de crema.
  • Tomillo: para carnes, pescado, pollo, sopas y guisados, ensaladas de vegetales y aderezos.
  • Nuez moscada: para pollo, guisados, sopas de crema, frutas y vegetales (excepto coles o repollos).
  • Albahaca y orégano: para pollo, pescado, carnes, vegetales, pasta, sopas y ensaladas.
  • Romero: para carnes, pollo, pescado, sopas, guisados y coles (repollos).

Estas son alternativas deliciosas, que sumadas al puré de vegetales y al picante que tanto te gustan, pueden contribuir a que consumas menos calorías sin tener que privarte de deliciosos aromas y sabores. ¿Te animas?

Fuente: Vida y Salud

Anuncios